Empresa

jueves, 29 de agosto de 2019

Según la PGJ ya logró desarticular los mandos del Cártel de Tláhuac

Mercado Sobre Ruedas


Información |
A decir del vocero de la Procuraduría capitalina, tras de la detención esta mañana de una hija y un yerno del «Ojos» en la alcaldía Benito Juárez, en Tláhuac el cártel de la localidad ya está descabezado.
Autoridades capitalinas aseguran que la estructura de mando del Cártel de Tláhuac
está desarticulada
Autoridades capitalinas con el apoyo de la Guardia Nacional detuvieron a la hija y al yerno del ex líder del Cártel de Tláhuac, Felipe de Jesús Pérez Luna, alias el «Ojos», en la alcaldía Benito Juárez de la Ciudad de México, lo que dio pauta a estas para anunciar la desarticulación del mando de dicha organización.
Como es costumbre cada vez que es detenido alguien del cartel de dicha localidad, en esta ocasión Liliana Pérez Ramírez no fue la excepción porque de igual forma fue considerada por la Procuraduría capitalina como la «actual líder» de esa organización, y Carlos Alejandro Mendoza Sandoval, alias el «Cindy», los cuales fueron aprehendidos en un inmueble de la Colonia María del Carmen.
Carlos Alejandro es esposo de Diana Karen Pérez Ramírez, conocida como la «Princesa de Tláhuac», también hija del «Ojos», detenida junto a su otra hermana Samantha Pérez Ramírez, la «Sam», en marzo pasado.
A Liliana Pérez, «actual líder» del cártel, se le acusa de ordenar secuestros, extorsiones y ejecuciones.
Según el vocero de la Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México, Ulises Lara López, Liliana en colaboración con sus hermanas recluidas, «era la responsable de la logística y coordinación de diversas actividades delictivas».
En tanto que a Carlos Alejandro Mendoza se le señala de ordenar acciones violentas contra grupos antagónicos.
El vocero afirmó que tras de la detención de ambos mandos criminales «queda desarticulada la estructura de mando de esta organización delictiva».
El «Cindy» está relacionado con averiguaciones previas por los delitos de robo a negocio con violencia y lesiones dolosas. En 2007, ingresó al Reclusorio Preventivo Varonil Sur por robo calificado y fue absuelto ese mismo año, pero fue recluido otra vez en 2014 y excarcelado de nueva cuenta, de acuerdo con la Procuraduría.
Liliana Pérez fue detenida en 2017 por delitos contra la salud, pero también obtuvo su libertad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario