Empresa

lunes, 4 de julio de 2016

En la Sierra de Santa Catarina sobrevive proyecto del Parque Xalli

El objetivo del Parque que se localiza en la zona de Zapotitla es servir como espacio de diversión y esparcimiento familiar | La presencia del Parque ha sido mal vista tanto por quienes explotan las minas como por la dueña de un antro que ahí funciona | Por si fuera poco, la hediondez es insoportable porque un particular quema desechos de pollo, lo que incrementa el problema de la fauna nociva | El lugar está infestado de ratas y perros salvajes debido a que el lugar también ha sido utilizado como tiradero de mascotas | El Parque Xalli es un oasis en medio de la zona yerma de corrupción en la Ciudad de México | Entre los objetivos están los de preservar el medio ambiente, así como la protección a la flora y fauna del ecosistema
Integrantes de la cooperativa del Parque Xalli en Tláhuac, con Nayelli Tello al centro
Integrantes de la sociedad cooperativa Parque Xalli, de la que forma parte la señora Nayeli Tello Rodríguez, se manifestaron a través de ella en favor de la preservación y conservación de la zona ecológica de la Sierra de Santa Catarina en la parte correspondiente a los cerros Tetecón y Xaltepec, al que se puede llegar desde el lugar conocido como Paso Conejo en Avenida Tláhuac, aun cuando la presencia del centro recreativo es mal visto tanto por quienes explotan las minas como por la dueña de un antro que al parecer recibe la protección de empleados de la delegación, así como de elementos de la Secretaría de Seguridad Pública de la Ciudad de México… «Nuestro objetivo es servir como espacio para la diversión y esparcimiento familiar, pero nuestra labor se ha visto obstaculizada por los vecinos incómodos que tenemos cerca, y que constantemente se dedican a quemar pastizales a fin de ahuyentar a los visitantes, porque no les conviene que como proyecto estemos a un lado de ellos», dijo Nayeli… En el antro que se localiza a menos de un kilómetro del antiguo camino de San Francisco Tlaltenco –por lo que hay que tomar un camino de terracería en dirección hacia las minas–, el cual comunica con la Colonia La Estación y otras más, pero de la delegación Iztapalapa, son organizadas periódicamente tocadas juveniles en las que se vende alcohol a discreción, incluso a menores de edad, a ritmo de reguetón, rap y hip hop, lejos del mundanal ruido y sin las quejas de vecinos… Independientemente de que funciona como bar con servicio de meseras de lunes a sábado, excepto los días domingo, cuando las prestadoras de servicios cambian el uniforme por el de modosas edecanes debido a que el lugar se transforma en un ranchito familiar con juegos infantiles, en el que los habituales parroquianos que un día antes estuvieron con los cuates, regresen a saludar a sus amigas pero ya con la familia en forma… En dicho antro campirano también es común que la clientela eche bala –dispare algún arma de fuego nomás por el gusto de andar contento y beodo–, aprovechando la lejanía del caserío más próximo, y que entre la asidua clientela al lugar llegan a presentarse para refrescar el gaznate por lo menos una docena de jenízaros motorizados de la Secretaría de Seguridad Pública capitalina…
Por ese camino de terracería se llega a la Colonia Parajes, ubicada ya del lado de Iztapalapa, en los límites con la delegación Tláhuac. «Es el camino que va de Zapotitla a Parajes, donde los camioneros de las minas lo destruyen constantemente y no hacen nada por arreglarlo», señaló Nayeli… Sin embargo, todos los que estamos en Parque Xalli limpiamos cada 15 días el camino y le damos mantenimiento, debido a que por el constante tránsito de pesados camiones el camino se va desgastando», expresó… Además de los camioneros que transportan material pétreo, ese camino es utilizado por gente que va a tirar cascajo para no tener que pagar las excesivas cuotas que cobran lidercillos de la zona. «Hay gente que usa el camino para tirar la basura que traen de sus casas en bolsas y que luego los perros acaban de regar –comentó Nayeli–, por eso nos dimos a la tarea de colocar letreros diciéndole a la gente que el lugar no es para tirar basura, sino que es una zona ecológica, pero a la gente le vale»… El conflicto aumenta porque los vecinos de la Colonia Parajes ya no quieren que los camiones de las minas bajen del lado de Iztapalapa por el ruido y los desperfectos que ocasionan. «Así que a los camioneros no les queda de otra que bajar por el camino que los lleva hacia Zapotitla», comentó…
La entrada al Parque Xalli
Cuenta con zonas para acampar
Por si no fuera suficiente, otro de los vecinos quema desechos de pollo sin importar si hay o no contingencia ambiental, porque cualquier ciudadano se puede percatar que las restricciones por los altos índices de contaminación decretadas por el gobierno capitalino, al parecer en la delegación Tláhuac no aplican debido a que cada quien hace lo que le viene en gana sin que ninguna autoridad sancione a nadie… Al decir de Nayeli Tello, ella lleva más de cuatro meses protestando contra la quema de desechos de pollo que un particular hace en la zona… «Abrimos una denuncia en Derechos Humanos por los daños que nos ocasiona la quema de residuos de pollo. Cuando están frescos no hay problema, el problema es cuando los queman en estado de putrefacción», dijo, debido a que la hediondez es insoportable, además de que se incrementa el problema de la fauna nociva porque el lugar se infesta de ratas y perros… Lo anterior, debido a que el lugar es utilizado también por la gente como tiradero de camadas de mascotas, así que cuando los perros crecen ya forman parte de una manada de canes casi salvajes que, para sobrevivir, cazan incluso los conejos del Parque que andan sueltos, y hasta cacomixtle, una especie endémica en peligro de extinción y que convive con víboras de cascabel y una amplia variedad de aves que sobrevuelan la zona y habita en los matorrales… Hasta el momento, los del Instituto de Verificación Administrativa (Invea) han ignorado ese problema, aseguró la representante del Parque Xalli. Las razones no las puede precisar, pero dice que también los del Instituto se han hecho de la vista gorda
Porque cuando la autoridad ambiental declara contingencia ambiental, las mineras siguen trabajando para extraer material pétreo que requieren las grandes obras que se construyen en la Ciudad por parte del gobierno capitalino, y por consiguiente siguen contaminando el ambiente con las máquinas con las que se tritura el material, así como con los camiones que transportan el mismo, debido a que el desfile de estos se registra todo el bendito día, sin que ningún uniformado los detenga por la ostensible contaminación que emiten sus unidades… Entonces, ¿para qué tanta simulación de parte de la autoridad ambiental y del propio Miguel Ángel Mancera, el desacreditado jefe de gobierno de la Ciudad de México?… Efectivamente, para sacar dinero de hasta debajo de las piedras… El caso es que cuando los de la cooperativa del Parque, puntualizó Nayeli, «nos movemos con dependencias, eso les incomoda, porque tanto para los del antro como para los de las minas entre menos se llame la atención es mejor»… Sin embargo, «aunque el ambiente esté como esté uno si quiere ayudar al planeta se puede», afirmó Nayeli, de ahí que su trabajo en el Parque Xalli lo hagan con las secretarías de Turismo y de Desarrollo Rural y Equidad para las Comunidades… «En estas dependencias nos han abierto las puertas y nos han dicho que son contados los proyectos de ecoturismo basados en sustentabilidad y la cultura ambiental», comentó…
Parque Xalli, oasis en la zona yerma de corrupción
La sociedad cooperativa cuya integración cumplió ya seis años, la conforman además de Nayelli Tello los señores Valentín Hernández, Gabriela Hernández y Enrique Hernández. Tiene entre sus objetivos generar fuentes de empleo para gente de la comunidad de Zapotitlán, principalmente, así como preservar el medio ambiente, así como la protección a la flora y fauna del ecosistema… Ahí donde predominan los magueyes de la flora característica del sitio, son organizados talleres para niños acerca de la sustentabilidad de la región, en los que se les enseña a cultivar hortalizas y se les motiva para que den una nueva vida a lo que se considera como basura, a fin de enseñarles que todo tiene un nuevo uso…
La ruta a seguir para llegar al Parque Xalli
En el rancho cuentan con una granja en la que tienen gallinas, patos, conejos y cuyos… Nayeli Tello tiene poco tiempo que se incorporó al proyecto, según explicó, así que «las personas que impartían los talleres los dejaron a medias, por lo que la idea es atraer a chavos de colectivos para que sean ellos quienes los impartan»… Aunque, precisó, todo ahí «son voluntariados, el dueño del predio de media hectárea, quien prefiere el anonimato y solamente les pide que se hagan responsables del mismo, les prestó el terreno para que desarrollaran el proyecto»… Así que las personas que estaban «ya no tuve el gusto de conocerlas», pero el proyecto incluye un spa, así como «un restaurancito donde ya se venden taquitos de cecina, muy campirano, y el horario es de martes a domingo de nueve de la mañana  seis de la tarde»… Se trata de crear una cultura ecológica en la población no nada más de Tláhuac, sino de otras delegaciones. Porque ya los han ido a visitar gente de la Benito Juárez y la Cuauhtémoc. Asimismo, estuvieron por ahí los del programa «Venga la Alegría» de Televisión Azteca (el pasado tres de abril) a fin de elaborar un reportaje…
Otra vista del Parque Xalli
De igual forma estuvieron de Capital 21 del gobierno de la ciudad con el mismo objetivo reporteril; y de la revista digital Time Out México… «Hace poco recibimos a unos chicos que estaban haciendo un documental sobre proyectos ecológicos y sustentables del colectivo Cacomixtle de la Faro de Oriente», recordó Tello… Por lo pronto, en el Parque Xalli continúan con la organización de actividades. Hace unos días tuvo lugar una exposición eco-cultural en la que un especialista habló acerca de los minerales y sus múltiples usos; otro más se refirió a las artesanías con materiales pétreos, y otro más habló de la sobre explotación de algunos materiales… Es la realidad a la que se deben enfrentar los de la cooperativa del Parque Xalli en la delegación Tláhuac, donde si no se da el entre a los perrunos inspectores de la administración local, se corre el riesgo de quedarse solo con una interesante iniciativa y mucho mejor proyecto, a merced de los depredadores del entorno ecológico y de quienes lucran con el envenenamiento social de los jóvenes de la región… Y no modo que digan que no es cierto cuando ya pudimos atestiguar de cómo se las gastan en dicho antro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario