Empresa

lunes, 3 de octubre de 2016

«Conformismo», característica de los coordinadores en Mixquic

Pobladores de Mixquic rechazaron ofrecimiento del delegado de Tláhuac de comprar otro terreno de 16 mdp para un nuevo panteón | Cuando fueron a ver a la secretaria de Gobierno, Patricia Mercado, les dijo que ya no fueran a ver al delegado, que el gobierno central se haría cargo de las obras | Humberto Martínez Noria, candidato a coordinador territorial de Mixquic, quiere trabajar por regresarle el antiguo esplendor a su pueblo
Mixquic reúne los requisitos del programa de Pueblos Mágicos y fácilmente podría
obtener esa declaratoria, aseguró Humberto Martínez Noria
Candidato a coordinador territorial por
la Planilla 5
Con el objetivo de pugnar por el rescate del pueblo de San An-drés Mixquic, en la delegación Tláhuac, a fin de que éste recupere el antiguo esplendor que tuvo en el siglo pasado, y convocar a la unidad de sus pobladores para establecer pro-yectos que beneficien a la comunidad, sobre todo en el suelo de conservación con el objetivo de atraer al turismo de la Ciudad de México, Humberto Martínez Noria aseguró que quiere que su terruño sea reconocido como pueblo mágico para, posteriormente, gestionar recursos en diversas instancias, incluso en el extranjero como sucede con Francia que apoya a Xochimilco… «Pero que ahora sí se le otorgue oficialmente la categoría de Pueblo Mágico –manifestó convincente– conforme a los lineamientos del programa que fue creado en el sexenio de Vicente Fox, y no como sucedió con el gobierno capitalino de Marcelo Ebrard, cuando por el prurito de querer quedar bien con los de Mixquic en la administración del delegado Rubén Escamilla, se le etiquetó como barrio mágico debido a que hicieron una vil copia de aquel», indicó… «Es un proyecto que traigo en mente –explicó–, luego de que por años he escuchado decir a los mayores de mi pueblo que Mixquic fue en algún tiempo una especie de paraíso, y que por los pequeños canales la gente podía pasear, como en Xochimilco, en pequeñas embarcaciones», comentó… Licenciado en Derecho por la Universidad Anáhuac, con una maestría en Derecho Penal, Martínez Noria contiende por la Coordinación Territorial de Mixquic con la Planilla 5, y marca su distancia de la administración delegacional morenista que encabeza Rigoberto Salgado Vázquez, cuyo candidato es Juan Jiménez Hernández –impuesto por el director de Desarrollo Rural, Oswaldo Vázquez Pineda, alias el «Guasón», a quien Martínez Noria presuntamente ayudó a salir de un problema penal poco antes de que asumiera el cargo en el servicio público–, y por consiguiente tiene el respaldo de toda la maquinaria delegacional para regalar carros de arena y credenciales de la lechería Liconsa, entre otras ofertas de campaña… Al decir de Humberto, cuando un pueblo cumple con los requisitos que establece el programa de Pueblos Mágicos y obtiene dicha declaratoria, que hace la Secretaría de Turismo federal, se le destina una partida especial y los habitantes del mismo cuidan todos aquellos aspectos que lo hacen diferente de los demás pueblos… «Yo quiero que se quite eso de barrio, y que efectivamente el recurso llegue al pueblo, pero para eso se necesita el apoyo de la gente y con eso se obligará a la autoridad delegacional a voltear hacia Mixquic, para que ésta también le invierta recursos y de esa forma pueda estar en el ojo de atención tanto de las autoridades estatales como federales», señaló… Humberto Martínez Noria tiene 40 años de edad, es originario de Mixquic, y cuenta con un despacho en la calle de Niños Héroes, frente al Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad de México, aunque comentó que la mayor parte de sus actividades las lleva a cabo en la población de Mixquic, donde brinda asesoría jurídica a pobladores gratuitamente con sus contratos de compra venta de terrenos y que acuden a la oficina del Grupo Social Tláhuac en ese lugar…
A Mixquic le urge la unidad de sus pobladores para salir del marasmo en que se
encuentra desde hace muchos años
«No le hagan caso al delegado», dijo Patricia Mercado
Con respecto al asunto del nuevo panteón de Mixquic, Martínez Noria dijo que los trabajos de acondicionamiento de éste ya llevan avance del 55 por ciento. «Pero entonces el delegado (Rigoberto Salgado) le dijo a gente de Mixquic que él ya tenía 16 millones de pesos de presupuesto para la adquisición de un nuevo terreno para el panteón –refirió–, y ante eso es que los pobladores debemos tener la capacidad de organizarnos, para decirle que el predio que consideramos como el adecuado a las necesidades de la comunidad, es el que ya se tiene ahorita, no el que él quiere imponernos. Porque de lo contrario el delegado se lava las manos diciendo que ya nos ofreció el recurso y que si no nos ponemos de acuerdo, pues con la pena no nos puede apoyar; al menos así lo dijo (Anselmo Peña) Collazo, que maneja finanzas en la delegación (en el organigrama éste aparece como director general de Administración)»… El terreno que escogieron los pobladores de Mixquic se localiza a un costado del deportivo, sólo que ya en la franja que Carlos Salinas mutiló en su gestión a la delegación Tláhuac para dársela al municipio 122 de Valle de Chalco Solidaridad en el estado de México… Al decir del abogado penalista en el asunto del terreno del panteón ha habido confusiones y distorsiones. «Primera, porque se supone que hay un acuerdo con el estado de México para que se respete la construcción propuesta por la Ciudad de México; pero como hubo cambio de presidente municipal en Valle de Chalco, el nuevo edil Ramón Montalvo ha dicho que la mitad del terreno va a ser para muertitos de ese municipio, y eso no quiere la gente de Mixquic. Sobre todo por la tradición de día de muertos», expresó…
Sin embargo, esas son tierras del ejido de Mixquic, ¿no es así?
«Sí, del ejido es de Mixquic, pero cuando estuvo Alfredo de la Rosa como delegado fue cuando a Salinas se le ocurrió crear el municipio 122 mexiquense y nos pasó a perjudicar, corriendo los límites entre una y otra entidad, y ahora nuestro pueblo comienza a partir del bordo del río Ameca, porque hacia Valle de Chalco ya es el estado de México, aunque sigue siendo el ejido de Mixquic», precisó.
¿Y por qué quiere el delegado que acepten que les compre otro predio?
«No sé, pero han tenido reuniones la gente de aquí con él, y lo que el delegado más bien debe hacer es no estar engañándolos, porque les está diciendo que él tiene 16 millones de pesos para comprar otro terreno. Por eso la gente de Mixquic fue al gobierno central donde los recibió Patricia Mercado, secretaria de gobierno, y a ella le expusieron la situación, por lo que les dijo que desconocía por qué el delegado decía que tenía 16 millones de pesos y quería comprar otro terreno (Pareciera que en Tláhuac importa más la compra de un predio). Les dijo que Salgado les estaba mintiendo porque ella no sabía lo del presupuesto de 16 millones de pesos, y Silverio Jurado Ramírez –ex presidente del Comisariado Ejidal y ex coordinador territorial–, le presentó toda la documentación del terreno donde estará el nuevo panteón y le dijo que las obras llevan 55 por ciento de avance. Por eso ella les recomendó que ya no fueran a ver al delegado, que el gobierno central ya se iba a hacer cargo de esas obras», mencionó Martínez Noria.
«Se conforman con cobrar su salario de coordinadores»
Hay un desorden en el crecimiento de Mixquic, ¿alguien regula eso? Porque empiezan a crecer el número de casas en la chinampa, y el drenaje, ¿a dónde va?…
«Efectivamente –reconoció Humberto–, ningún coordinador ha impedido que se siga deteriorando la reserva ecológica que le nombran, porque Mixquic todavía de alguna forma puede ofrecerle eso a la Ciudad de México, el que tenga pulmones naturales, porque la mayoría de los pueblos han dejado de ser rurales y ya casi no tienen áreas verdes. Nuestro pueblo, para fortuna de quienes aquí vivimos, todavía cuenta con algunas áreas verdes, pero lamentablemente los coordinadores no han hecho nada para protegerlas de asentamientos, por eso la mancha urbana va creciendo y se sigue pasando por alto que se construyan y edifiquen más casas. No tenemos conciencia, ni autoridades ni habitantes, de proteger esos pulmones naturales. Esto tendría que regularizarlo la Procuraduría del Medio Ambiente, la PAOT, ellos tendrían que delimitar eso y, obviamente, se tendrían que hacer las denuncias correspondientes, porque ellos son la autoridad, no el coordinador; éste nada más tendría que hacerles mención a ellos para que aquellos vengan a hacer su parte».
Pero dentro de todo lo malo hay una ventaja, está creciendo Mixquic, pero es gente de ahí mismo, son familias que van creciendo y que van extendiendo el cuarto sobre el patio, en fin. No les ha caído la avalancha de inmigrantes provenientes de otras partes de la Ciudad y del estado de México, como ya sucede en otras partes de Tláhuac.
«Lo que pasa es que no ha habido venta de lotes en forma abierta, sino que se hace por debajo del agua. Malo sería que llegaran grandes construcciones, lo que realmente no se ha permitido, aunque ya lo han intentado. A fin de cuentas no está tan mal la situación, sólo es cosa de organizarse, de decir de aquí pa’llá sí puedes, de ahí pa’cá no puedes construir. Porque también Mixquic tiene que crecer y afortunadamente es uno de los pueblos que no ha tocado el ejido, éste está libre todavía. Ahora que en las chinampas ya no se siembra porque no hay agua, pero si logramos revivir un poco los canales, que haya la forma de vida de, pues no como antes, porque no se va a poder, pero de cuando menos parte, al final de cuentas Mixquic está rodeado de agua, se podría rehabilitar la chinampa para la siembra de hortalizas, que es lo principal que aquí se produce; espinaca, acelga, brócoli, lechuga italiana, lechuga orejona y romero».
Lo que le haría más mágico…
«Mixquic sin ningún problema puede cubrir los requisitos que se piden para recibir el nombramiento de Pueblo Mágico. Aunado a que Mixquic es productor de hortalizas, se pueden sacar proyectos o hacer convenios con autoridades, y la Sagarpa sin duda puede apoyar en eso, para que se puedan destinar recursos y llenar nuevamente de agua los canales. Si bien es cierto que no sería de agua potable, habría agua tratada para regar las hortalizas. O incluso como hay áreas verdes, y debido a que todavía se considera a Mixquic como zona chinampera, al igual que Xochimilco, se podrían obtener recursos de la AZP –Autoridad de la Zona Patrimonio Mundial, Natural y Cultural de la Humanidad en Xochimilco, Tláhuac y Milpa Alta–».
¿Por qué nadie ha hecho esto antes?
«Lamentablemente no se ha hecho porque en la Coordinación Territorial siempre ha quedado gente de la autoridad delegacional que se conforman con cobrar el salario, pero no exigen nada para el pueblo. Aquí mi intención es tratar al menos de que la gente tenga la visión de que si todos estamos unidos podremos estar tocando puertas en diferentes instituciones, y esto que le comento no se sale del programa delegacional que nos hicieron firmar en la delegación, de que en caso de que uno resulte ganador debemos apegarnos a él para no contradecir los intereses que ellos tienen».
«Nos ha faltado tener una persona que empiece a tocar las puertas en otras instituciones, muy diferente a la delegacional, para que nuestro pueblo pueda beneficiarse con la mayor cantidad de recursos posible».
¿O sea que los hicieron firmar un documento comprometiéndolos a que ustedes no van a protestar ni a hacer relajo pidiendo algo que la delegación no pueda cumplir?
«Así es, se llama Programa Delegacional, y eso nos lo hicieron firmar bajo protesta».
¿Es una forma de que los de la delegación hagan con los recursos lo que quieran?
«Sí, así es».

No hay comentarios:

Publicar un comentario