Empresa

jueves, 20 de diciembre de 2018

Alcalde de Tláhuac cuestionado por proteger a su «amigo y compadre»

Mercado Sobre Ruedas

| Información |
Tras de que la noche del miércoles el director general de Desarrollo Económico y Rural literalmente le aventó el coche a un grupo de vecinos que celebraban una posada, molesto porque le obstruían el paso a su domicilio, Raymundo Martínez Vite fue severamente cuestionado hoy en redes sociales por su estulticia e incapacidad para mantener a aquel entre sus cercanos colaboradores.

Francisco Peralta Morales tras de ser golpeado por vecinos luego de que les
aventó su automóvil porque le obstruían el camino a su domicilio particular
La agresión que sufrió la noche del miércoles el director general de Desarrollo Económico y Rural de la alcaldía de Tláhuac, Francisco Peralta, por parte del señor Ricardo Agüero –quien por un problema motriz se conduce en silla de ruedas desde hace más de dos décadas–, y a quien el funcionario agredió primero en presunto estado de ebriedad tras de echarle encima su vehículo a un grupo de vecinos que celebraba una posada, ha sido tema al que internautas le han dado seguimiento en redes sociales un día después.
Una de las unidades de la Dirección General de Desarrollo Económico y Rural que llegó
a prestar ayuda al funcionario para que no se convirtiera en piñata de la posada
Tras de que el alcalde Raymundo Martínez Vite por lo visto decidió proteger a su amigo y compadre de los cuestionamientos y protestas de vecinos por el deplorable comportamiento del servidor público, en la red social de WhatsApp vecinos han criticado la actitud del funcionario a quien califican de ser un vecino conflictivo con «aire de perdonavidas», quien la noche del miércoles «le aventó su vehículo» a un grupo de niños «mientras rompían una piñata en su posada vecinal, por lo que los asistentes lo bajaron a golpes y cachetadas».
Los comentarios también se refieren a que la Policía Auxiliar y personal de la alcaldía «llegaron en su auxilio para salvarlo de convertirse en la piñata del festejo».
Una persona lo denunció en WhatsApp de la siguiente manera:
«En Calle Mar de la Serenidad se realizaba una posada, pero este animal le valió y pasó con su coche ahí sin importarle que había niños rompiendo la piñata. Los vecinos enojados lo golpearon, el tipo hace unas llamadas y las patrullas llegan al instante y están de su parte, su hija de este señor también estaba en un plan ¡muy prepotente!»
Mientras que un testigo relató:
«No les costaba nada darse la vuelta y seguir su camino, ¿qué hubiera sido si atropella a un niño por su imprudencia y prepotencia?».
El sentir generalizado es que dicho funcionario no debería continuar en el cargo hasta que no se le haga un examen psiquiátrico para ver si está en condiciones de formar parte del servicio público.

No hay comentarios:

Publicar un comentario