Empresa

domingo, 20 de mayo de 2018

Dos candidatos a alcaldía de Tláhuac podrían no ir al debate del día 29

Mercado Sobre Ruedas

La Columna de Zaratustra
Se trata de Raymundo Martínez Vite, de la coalición Juntos Haremos Historia, y Emiliano Aguilar, del Partido Revolucionario Institucional, quienes no enviaron representante a la reunión que convocó el Instituto Electoral de la Ciudad de México el pasado 16 de mayo.

¿Cuántos candidatos se presentarán al debate del IECM?
Con eso de que en Morena-Tláhuac están tan seguros de que van a continuar en posesión del franquiciado feudo –con todo y que en la gestión del polémico delegado Rigoberto Salgado se le impuso una especie de escenario de narcoterror a los pobladores–, que el candidato a la alcaldía local, Raymundo Martínez Vite, de plano ni tiene considerado asistir al debate que organiza el Instituto Electoral de la Ciudad de México el próximo 29 de mayo… Al menos eso se prevé tras del desaire que el morenista le hizo al Instituto la tarde del pasado 16 de mayo, cuando ni siquiera se dignó enviar un representante a la sede de dicho organismo para que viera lo relacionado a la organización del debate, entre otras cosas el orden en el que intervendrán los candidatos y su colocación en los atriles… Por lo que si otra cosa no sucede, como una rectificación de último momento –como sucede luego de que son evidenciados los planes en un medio de comunicación–, Martínez Vite no se va a presentar al debate… Sobre todo porque Tláhuac al final de cuentas salió lo mismo que Xochimilco con las fraudulentas gestiones de delegados morenistas, al grado de que en el pasado debate de los candidatos a dicha alcaldía fue duramente cuestionada la gestión del no menos celebérrimo Avelino Méndez, debate en el que sí estuvo presente el candidato de la coalición Juntos Haremos Historia, José Carlos Acosta… Lo cierto es que en Xochimilco no tienen un candidato fajador y mediático como sí lo hay en Tláhuac en el caso de Marco Polo Carballo, candidato de la coalición Por la Ciudad de México al Frente, quien no ha dejado de sacarle sus trapitos al sol –bastante puercos por cierto– a los morenistas de Tláhuac… Y aunque las malas lenguas dicen que Carballo fue candidato derivado de los acuerdos que pactaron en lo oscurito los de la cúpula del Partido de la Revolución Democrática y Morena con el objetivo de que estos sigan explotando lo que quede y les caiga el próximo trienio de los presupuestos y recursos supuestamente destinados para beneficio de la población de Tláhuac, debido a su condición de advenedizo tras de tener su cuna en la Venustiano Carranza y por consiguiente ser desconocido para los tlahuenses, el perredista se resiste a ser una simple marioneta de las circunstancias y mejunjes de los dirigentes partidistas, y trae todo aporreados a los morenistas, sobre todo al discutido Salgado, con sus persistentes denuncias a través de las redes sociales y ante la Procuraduría… Sí, nos referimos a Rigoberto Salgado, el mismo a quien según López, el jefe de Morena, iba a convertir en un «referente nacional» de modelo de líder y guía político, claro, esto hasta antes del 20 de julio del año pasado, y a quien ahora el adalid de la honestidad valiente tiene como candidato a la diputación local, sin importar aquello de sus presuntos nexos con el abatido líder del Cártel de Tláhuac, Felipe de Jesús Pérez, el «Ojos»… Quizá a eso se deba que Martínez Vite no quiere ser el centro de las críticas y cuestionamientos que seguramente –con o sin él– Carballo de todos modos va a lanzar en el llamado debate… Porque otro que también toda la traza de que no va a presentarse al debate es el candidato del Partido Revolucionario Institucional a la alcaldía de Tláhuac, Emiliano Aguilar, debido a que tampoco le interesó enviar a un representante a la reunión del 16 de mayo, lo que dejaría al mentado debate solamente con la participación de Marco Polo Carballo, Alejandro Durán, del Partido Verde Ecologista de México; así como de las otras dos candidatas que han pasado como auténticas desconocidas para la población tlahuense como son: Alma Patricia Cabrera Fiscal, del Partido Humanista, y Areli Berenice Rueda Torres, del Partido Nueva Alianza. Partido, por cierto, de donde salieron unos embaucadores de profes que son unos auténticos charlatanes y estafadores, y que cual vividores de la grilla politiqueril ya hasta se apropiaron de la campaña de un candidato en Tláhuac… Pero en fin, el caso es que los candidatos que no enviaron representante a la reunión del Instituto Electoral de la Ciudad de México, sí podrán presentarse de último momento, según nos dicen. Por lo pronto, todo indica de que tienen la intención de acudir… ¿Será que Martínez Vite sigue creyendo eso de que ya su jefe López tiene todo arreglado con los de la mafia del poder para que le siga con la franquicia de Tláhuac?... Habrá que ver.

No hay comentarios:

Publicar un comentario