Empresa

jueves, 29 de junio de 2017

Delegado de Tláhuac utiliza a la SSP de la CdMx para espiar opositores

A decir de Edgar Martínez, dirigente del PRD en la demarcación, Rigoberto Salgado envió como provocador al policía que quiso impedir una marcha | La policía y el gobierno delegacional actúan al más puro estilo totalitario, como en los días de Gustavo Díaz Ordaz cuando les espantaban las manifestaciones | Dice haber recibido amenazas, y señala al policía Lomelí de saber dónde vive y conocer sus movimientos, debido a que fue escolta de su suegra, la ex delegada Angelina Méndez

Edgar Martínez Sánchez, dirigente del PRD en Tláhuac, izquierda, y el policía de la SSP
de la Ciudad de México, José Luis Lomelí
Primera de dos partes
Los escenarios de intimidación a la población con escarceos de violencia que aquí hemos denunciado por parte de la administración delegacional de Tláhuac, y que están aplicando sobre todo en pueblos originarios con motivo de los sucesivos procesos de elección del coordinador territorial, con el evidente fin de ir preparando el terreno previo a las elecciones del próximo año a fin de atemorizar a las comunidades para evitar que salgan a votar en gran número y poder así repetir el triunfo de los candidatos de Morena –como el que obtuvo Rigoberto Salgado en 2015 con apenas 26 mil votos, cuando la perredista Angelina Méndez ganó la elección con 78 mil sufragios tres años antes– al aprovechar los altísimos índices de abstencionismo, volvieron a replicarlo el pasado viernes 23 de junio con la manifestación que llevaron a cabo agrupaciones vecinales ante la inseguridad en pueblos, barrios y colonias de esa demarcación… El caso, ampliamente difundido en la red social de Facebook, del policía auxiliar José Luis Lomelí –ex empleado en las administraciones delegacionales anteriores– que se presentó con arma de cargo ante los manifestantes que se congregaban en el deportivo Zapotitlán previo a la marcha, con actitud prepotente y retadora, para intentar detener a Edgar Martínez Sánchez, dirigente local del PRD, es el testimonio más reciente de cómo un elemento de la Secretaría de Seguridad Pública capitalina –a cuyo frente se encuentra aún Hiram Almeida–, opera como presunto intimidador y represor de la gestión morenista de Salgado… Porque resulta que el delegado de Tláhuac también podría ser acusado de espionaje, al disponer de elementos uniformados de la SSP de la Ciudad de México para que graben a ciudadanos, videos que después sube a sus redes sociales para que sus empleados, a través de troles, posteriormente denuesten y hagan escarnio de sus opositores, dado que su presuntamente muy limitado coeficiente intelectual le ha nulificado muchas de sus funciones orgánicas… Invitado por este espacio para que ampliara su versión acerca de cómo se dio la intervención del policía auxiliar y, sobre todo, la manera en que éste quiso amedrentarlo diciéndole que lo iba a detener por pintarrajear una pared del módulo del deportivo Zapotitlán donde días antes la delegación mandó desalojar al abogado Rosalío Morales, el dirigente local del partido del sol azteca narró la forma en que sucedieron los hechos hace una semana…
Nuevamente y en una pinta, el delegado morenista de Tláhuac fue señalado como
de ser supuestamente un peligro para la comunidad
Lomelí, el policía, fue escolta de Angelina Méndez
«Cuando estábamos a punto de dar inicio con la marcha para pedir seguridad en Tláhuac, de pronto salieron cuatro policías armados, de los conocidos como intramuros de la Policía Auxiliar y que están a cargo de la delegación, los cuales no tienen en sus funciones las labores de patrullaje ni mucho menos la de disuadir manifestaciones. Nos los mandaron para agredir a los compañeros de la marcha, es entonces cuando yo empiezo a transmitir en vivo –a través de Facebook– para que se viera cómo habían llegado. Uno de los que llegó es José Luis Lomelíal que reconozco, porque se desempeñó como escolta de Angelina Méndez –suegra de Edgar Martínez– en la administración pasada, y en ese sentido llega armado y con prepotencia y lujo de violencia viene y me dice: ‘te voy a arrestar a ti’. Fue una imputación directa, cuando nosotros sólo nos encontrábamos haciendo uso de nuestros derechos para manifestarnos y asociarnos en la calle, una manifestación libre, legal y pacífica, como lo fue en todo momento y durante el desarrollo de la marcha…
¿No es un delito que se presente un policía armado a una concentración pacífica?, preguntamos.
«Ese es un delito el que llegue un policía armado, los policías no pueden estar armados para labores de disuasión en términos de manifestaciones. Para atender manifestaciones existe un protocolo que tiene que salvaguardar los derechos humanos de todos y cada uno de los que están ahí… Y lo principal es que no pueden ir con armas a atender ese tipo de eventos, él llegó y me dijo, ‘pues es que de la cámara (C4) me están diciendo que tú eres el que está pintando y vengo por ti, te voy a poner a disposición’. Yo le respondí que me pusiera a disposición, y que si era la cámara del sector, pues que viniera la policía del Sector, porque ellos sí me podían detener en flagrancia… Y efectivamente, el Sector llegó, pero su actuación fue limpia, llegaron a brindarnos el apoyo para que nos manifestáramos, llegaron sin armas, nos preguntaron que a dónde nos íbamos a mover, ‘los escoltamos’, dijeron, fue todo lo que hizo el Sector… Pero el policía auxiliar cuando vio lo que le decíamos de que no podía estar con armas, preguntó: ‘¿por qué yo no puedo estar con armas?’, pues eso quiere decir, le respondí, que no has pasado tus exámenes de control de confianza, que no estás certificado, debido a que tú sabes perfectamente bien que a una manifestación no puedes llegar con armas y menos con el tono amenazante, y mucho menos a detenerme porque eso es una provocación y, además, eso recae en un crimen por mi naturaleza… Porque estuve ahí como integrante de un comité ciudadano, de uno de los que integran el perímetro de Zapotitlán, de Santa Ana Poniente, entonces llegué con esta misma identificación –la cual nos muestra– a manifestarme, porque dentro del contexto de los pueblos nosotros somos una extensión natural del pueblo y son cinco comités todos los que conforman el contexto que es la unidad Santa Ana Poniente 1, Santa Ana Poniente 2, La Conchita 1 y la Conchita 2 y el consejo del pueblo; esos cinco comprenden el pueblo de Zapotitlán… Llegué además porque soy el presidente de un partido político (el Partido de la Revolución Democrática en la delegación Tláhuac) y puedo tomar parte en apoyo solidario a esta lucha…
Pero además hubo otras irregularidades, decimos.
«Así es, no es válido tampoco que los policías que venían con José Luis Lomelí, me estuvieran filmando y sin tener un consentimiento previo, mucho menos una orden, pero eso no es lo peor, esos videos con los que me filmaron, los subió el jefe delegacional a su red oficial y personal, y ese es un tema de espionaje, la policía no puede estar espiando a los ciudadanos que tenemos una actividad política pública y ser sujetos de escarnio en las redes sociales, eso está prohibido. Un funcionario público no puede realizar esas labores, y menos, usar a la policía para esas labores… En términos prácticos quien decide hacer el operativo con policía auxiliar dependen de la directora de seguridad pública, Verónica Ramírez López, o López Ramírez, y ella depende directamente de la jefatura delegacional, entonces atendiendo al principio de superioridad jerárquica, José Luis Lomelí actuó por mandato del jefe delegacional, y en ese sentido se deben deslindar las responsabilidades pertinentes… Nosotros ni obstruimos la Avenida (Tláhuac), la avenida se obstruyó porque se cayó un camión de tepetate… Hicimos una parada en Paso Conejo, y de ahí seguimos hacia el edificio delegacional por un solo carril, eso lo debemos dejar bastante claro… Sin embargo, hoy vemos que la policía y el gobierno delegacional actúan al más puro estilo totalitario, pareciera un modelo del PRI de los años sesenta (en los días de Gustavo Díaz Ordaz como presidente), en los que te mandaban a la policía por manifestarte y eso no puede ser. Rigoberto no sabe de derechos humanos, estamos en un clima de mucha violencia… Recientemente he incursionado en la parte de la comunicación y tenemos un programa, y el gremio me ha dicho que si es por mi labor hay un protocolo que atiende la labor periodística, entonces estamos viendo los mecanismos legales incluso para ir hasta donde tope, como lo hemos hecho en todas las instancias… Todo lo hemos hecho por la vía legal, todo lo que se ha ganado en cuestión de pueblos, de los usos particulares, y bueno, aquí sí echo a un lado la bandera del partido, no he metido esa parte, y he participado, incursionado con otros temas, pero lo que no es válido es esta agresión y represión que hace Rigoberto en términos de mandar un policía o policía armada a disolver, esto es un delito… El que alguien haga una muestra de un enojo y lo plasme en una pared seguramente tendrán que buscar a quien lo hizo porque de entrada nosotros no fuimos y no sabemos quién de los manifestantes lo hizo, lo que sí sabemos es que es una válvula de escape»…
¿Te han amenazado? ¿Qué te han dicho?
«Sí, la intimidación es muy clara y yo lo he denunciado en mis transmisiones en vivo porque José Luis fue escolta de Angelina y evidentemente con Angelina guardo una relación por afinidad, como es bien sabido, y el oficial conoce mis domicilios, mi rol de actividades, el estado de mi familia, teléfonos personales, y en ese sentido lo que hemos recibido en los últimos días es vigilancia extrema, se nos han acercado personas extrañas, a mí las llamadas telefónicas tanto a mi casa como a mi teléfono no cesan en tonos amenazantes, de ‘ya bájale cabrón, no mames’, y bueno hace un par de días cuando iba en mi vehículo se nos emparejaron dos motonetas, nos siguieron hasta mi domicilio, posteriormente se bajaron nos tomaron una fotografía y se retiraron… Sí tenemos una vigilancia constante, las últimas llamadas que he recibido han sido en el mismo tono, de que le bajemos, que estamos haciendo cosas que no van»…
¿Qué has hecho?
«Ya llevo dos denuncias de estas digitales, ya las hemos presentado y bueno, están en investigación»…
Único dirigente de partido que ha rezongado
¿Estás consciente que eres el único dirigente de un partido político que no se ha cuadrado ante el delegado de Tláhuac?
«Es correcto. Quiero entrar a ese tema. A nivel de dirigente político el único que desde el primer día le hizo observaciones a su gabinete, bueno, si siguen mis redes ahí está todo lo que he observado y dicho desde que llegó Rigoberto, y nivel partido somos los únicos que hemos apoyado la diversidad de movimientos por dignificarnos. Porque lo único que no podemos perder es la dignidad»…

No hay comentarios:

Publicar un comentario