Empresa

miércoles, 21 de junio de 2017

Administración morenista en Tláhuac, buena para hacer negocios

El diario Reforma da a conocer hoy que Lizeth Sánchez Vázquez donó en 2015 al entonces candidato a delegado 127 mil 480 pesos en especie | Pero una vez que Rigoberto Salgado se convirtió en candidato, en 2016 ella y sus familiares obtuvieron contratos con esa demarcación por 33 millones de pesos | El caso se da a conocer aun cuando el delegado no ha aclarado ante la Contraloría General qué pasó con los 200 millones de pesos que trae perdidos | Como se ve, a quienes apoyaron al ahora delegado durante su campaña les fue «requetebién», como dice López el inmaculado

No, no se trata de una escena de película del neorrealismo italiano, específicamente
de Vittorio de Sica, es el delegado de Tláhuac
Publicidad negativa del delegado que tratará
de contrarrestar seguramente
Cada vez siguen siendo ventilados más casos de corrupción en la gestión del morenista delegado de Tláhuac, Rigoberto Salgado, a quien en el Movimiento de Regeneración Nacional definitivamente el adalid de la «honestidad valiente», Andrés Manuel López, lo sigue protegiendo por motivos que la ciudadanía ya conoce… Hoy el diario Reforma da a conocer que Patricia Lizeth Sánchez Vázquez hizo un negocio redondo con los de Morena en Tláhuac. Resulta que en 2015 donó 127 mil 480 pesos en especie al candidato de Morena a jefe delegacional en Tláhuac, Rigoberto Salgado, y en 2016, ella y sus familiares obtuvieron contratos con esa demarcación –ya encabezada por el morenista– por 33 millones de pesos… La pregunta aquí es cuántos otros casos como éste habrá, ya no sólo en la administración delegacional en Tláhuac, sino en las otras cuatro franquiciadas al partido de López… Lo cierto es que aun cuando cada vez se saben más casos de corrupción entre los discípulos del mesías tropical, no faltan quienes todavía se resisten a creer en que los de Morena no dejan de ser una pandilla partidista igual a las de otros partidos, o simplemente ignoran las corruptelas por conveniencia, debido a que conocen a alguien de ese partido que les tiene prometido algún empleo en caso de que López el impoluto llegue a la presidencia en 2018… Lo cierto es que estos morenistas tienen preparada su estrategia intimidatoria –como se ha podido ver en pueblos como Zapotitlán y Tlaltenco con motivo del proceso de elección del coordinador territorial–, a fin de infundir temor en la población y así evitar que salga a votar en 2018 y ellos puedan mantenerse en la administración local mediante las dádivas y la compra del voto, igual a como lo hicieron en 2015 (Morenistas de Tláhuac parecen probar con escenarios de miedo)…


A estas alturas es del conocimiento generalizado de la población en Tláhuac –aunque el delegado en forma cínica lo llama «imaginario popular»– los diversos apoyos que éste recibió durante su campaña, incluidos presuntamente los del grupo de facinerosos que tiene asolada la demarcación, así como el espinoso asunto de la construcción del restaurante «La carreta del Pacífico», donde fueron llevadas cuadrillas de trabajadores de la delegación para dicha obra… De igual forma, se encuentra el caso del número indeterminado de trabajadores de nómina 8 y autogenerados en las cinco delegaciones morenistas de la Ciudad de México, que fueron comisionados para permanecer de planta en el estado de México, a fin de engrosar los mítines y demás actos de campaña de la candidata morenista a la gubernatura, Delfina Gómez (Hartazgo de tlahuaquenses por la corrupción de morenistas)… El caso es que el discípulo de López el inmaculado en Tláhuac, no ha aclarado ante la Contraloría General la desaparición de 200 millones de pesos, aun cuando dijo en abril pasado haber estado «dispuesto» a hacerlo, que según él están siendo utilizados, en la construcción de «una» secundaria afectada por la línea 12 del Metro (Con el cuento de «ataques políticos» delegado de Tláhuac se defiende)… Por lo pronto, hoy la población de Tláhuac sabe que Patricia Lizeth Sánchez Vázquez hizo un negocio redondo, porque después de que en 2015 donó 127 mil 480 pesos en especie al candidato de Morena, en 2016 ella y sus familiares obtuvieron contratos con esa demarcación por 33 millones de pesos, sin tener que participar en licitaciones públicas. Además –dice el diario –, su suerte cambió radicalmente en un año, pues, de acuerdo con Morena, Sánchez Vázquez, quien está registrada ante el Servicio de Administración Tributaria (SAT) como persona física con actividad empresarial, llevaba dos años –2014 y 2015– presentando declaraciones en ceros… El donativo de Sánchez Vázquez en 2015 consistió en dos autos para perifoneo y una dotación de dos mil frascos de miel, según el informe de campaña presentado por Morena ante el INE. Al año siguiente, obtuvo más de 9 millones de pesos en 12 contratos con nula o mínima competencia, pues nueve le fueron asignados por adjudicación directa y en tres participó por invitación restringida. Además, sus cuñados Cinthia Nallely Vázquez Hernández y Jesús Martínez Hurtado recibieron en el mismo año 21 contratos más. Todos ellos participaron como personas físicas con actividad empresarial… A Vázquez Hernández le fueron otorgados 11 contratos –siete por adjudicación directa y cuatro por invitación restringida– por casi 10 millones de pesos; en tanto, Martínez Hurtado recibió 10 contratos por alrededor de 14 millones de pesos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario